La Amazonía Ecuatoriana da la bienvenida a estudiantes de todo el país

Autoridades de la Universidad Regional Amazónica Ikiam, la Gobernación de Napo, miembros de la Senescyt y autoridades de Confederaciones indígenas, dieron la bienvenida a más de 400 estudiantes de todo el Ecuador de los cuales 200 son de Napo, que inician su primer semestre en Ikiam en las carreras de Arquitectura Sostenible, Biocomercio, Agroecología, Ciencias del Agua, Ecosistemas, Biotecnología y Geociencias.

Coordinadores de carrera, docentes e investigadores recibieron a los jóvenes estudiantes con salidas de campo a fincas, chakras, empresas, ubicadas en el Puerto Misahualli, Puerto Napo y Archidona, que permitieron a los estudiantes conocer espacios biodiversos para realizar investigación y vivenciar experiencias sobre la creación de nuevos bio-emprendimientos con productos Amazónicos.

Maxwell Andrew Worth, propietario de “Galería Cacao”, ubicado en el puerto Misahualli, realizó un recorrido a los estudiantes de Biocomercio y Agroecología, mostrando el proceso de post cosecha de cacao, técnicas que generan producto de alta calidad que es exportado a Estados Unidos e Inglaterra, además explicó a los jóvenes como con poca inversión e ingenio se puede obtener resultados rentables utilizando integralmente la materia prima, ya que del cacao el señor Worth obtenía vinagre, insecticidas y chocolate.

Estudiantes de Ingeniería en Ciencias del Agua, Geociencias y Ecosistemas, también realizaron recorridos por la zona, para que los jóvenes conocieran la biodiversidad que rodea Ikiam, y que será el campo de acción de investigación a lo largo de la carrera.

“Tengo muy altas expectativas de estudiar en esta universidad porque estas carreras son nuevas en el país como en Latinoamérica y permiten cambiar el pensamiento para ayudar al planeta”, menciona Melany Quijano, oriunda de Quito, nueva estudiante de Biocomercio en Ikiam, quien comenta que hace un mes visitó la universidad en Tena y no pensó más para inscribirse.

Las 7 carreras que ofrece Ikiam son catalogadas por la SENESCYT como “innovadoras”, ya que responden a las necesidades para el desarrollo productivo del país, preservando el ecosistema.